¿Qué es movilidad compartida y que beneficios tienen para las personas y las compañías?

Cuando necesitas desplazarte a un sitio específico, realmente necesitas el vehículo? o necesitas llegar al punto de destino?. La respuesta a esta pregunta en una gran mayoría de veces es: sólo necesito llegar a mi destino.
El sistemas de movilidad compartida es un concepto reciente y realmente sencillo: es poner a disposición de un grupo de personas vehículos para su desplazamiento a modo alquiler o préstamo; es pensar en la movilidad no cómo la concebimos durante mucho tiempo, donde para movernos necesitamos tener nuestro propio vehículo, sino ver la movilidad como un servicio; es el punto intermedio entre el transporte público y el transporte privado usando como base la tecnología de la que disponemos actualmente.
Para efectos prácticos y de entendimiento para todo tipo de público, presento esta clasificación muy sencilla de los sistemas de micromovilidad compartida.

1. Sistemas públicos de ciudad:

Aquellos sistemas como En Cicla en la ciudad de Medellín-Colombia o Velib en París Francia y cientos de sistemas más en diferentes ciudades del mundo entero.
Son estaciones donde encuentras bicicletas convencionales y/o eléctricas para realizar recorridos entre diferentes puntos de la ciudad.
Algunos de estos sistemas son gratuitos, otros cobran por viaje, otros incluso planes mensuales. Estos sistemas son complejos en su infraestructura, suelen entrar varios actores como es, quien se encarga de la operación, quien pauta y otros.
Parte se puede monetizar con el cobro a los usuarios, otro porcentaje en algunas partes se sostiene por la pauta publicitaria pero el gran soporte lo da la ciudad aportando año tras año varios millones de dólares incluso para su operación.
Suelen ser con estaciones fijas distribuidas por una zona de la ciudad donde debes recoger y entregar el vehículo.

2. Sistemas públicos-privados:

Recientemente vivimos el boom de los sistemas compartidos de empresas privadas, en China comenzaron con sistemas de bicicletas esparcidas por las principales ciudades del país asiático, generando problemas de uso del espacio público con millones de bicicletas puestas en las calles.
En 2018 se evidenció en todo el mundo como las patinetas entraron con toda la fuerza. Su funcionamiento es sencillo, son empresas privadas con base tecnológica que ponen estos vehículos por diferentes partes de las ciudades, cobrando por el uso de estas a los usuarios por medio de aplicaciones móviles, son en su gran mayoría sin estaciones fijas por lo que permiten dejar el vehículo en tu destino sin buscar una estación para entregarla.
Al usuario suelen cobrarle un valor inicial por desbloquear el vehículo y un cobro por distancia recorrida o tiempo de uso en minutos.
Las dueñas de estos vehículos y plataformas digitales son empresas de base tecnológica que buscan crecimiento agresivo y exponencial rápidamente incluso aún sin tener punto de equilibrio, recaudando grandes cantidades de dinero en sus rondas de inversión para su operación.

3. Sistemas cerrados o privados

Son tal vez los menos conocidos en la actualidad pero probablemente un futuro muy prometedor.Son instalados por empresas, donde ponen una o varias estaciones en cada una de sus sedes con vehículos usualmente eléctricos (bicicletas y/o patinetas) para que sus colaboradores realicen desplazamientos durante la jornada laboral o incluso para movilizarse desde y hacia sus residencias.Usualmente se plantean planes de estímulos laborales, suele no haber cobro a los colaboradores por el uso, siendo la compañía quien asume dicho valor.
Los sistemas compartidos de movilidad cerrados o privados también pueden ser un sistema híbrido/ cooperativo (colaborativo) en el que los vehículos son de los colaboradores y se ponen a disposición de otros colaboradores de la comunidad de confianza o cerrada por un tiempo determinado. Al final muchos venimos prestando nuestros vehículos a amigos y conocidos cuando no los estamos usando; por qué no hacerlo con mayor frecuencia? sobre este modelo híbrido viene experimentándose en algunas ciudades del mundo con buenos resultados y algunos expertos apuntan a que el futuro de la movilidad es en vehículos de movilidad personal, pero no en renta sino propios.

Los beneficios para los usuarios saltan a la vista:

  • Ahorro de tiempo: las ciudades cada vez más congestionadas han visto como sus tiempos en movilidad se han incrementado año tras año de manera crítica.
  • Ahorro en dinero en sus desplazamientos.
  • menos emisiones de GEI (Gases de Efecto Invernadero).

Los beneficios para las compañías:
Las compañías pueden aprovechar este tipo de recursos como estrategias de marketing y buen nombre. Imagina ver tu marca circulando en tus propios vehículos de movilidad personal por la ciudad dejando una buena imagen para todas aquellas personas que te vean.

Si quieres Saber más al respecto contáctanos, en Dujo Sostenible tenemos la capacidad de asesorarte con la información que se requiere para su implementación.

bicycle, tourism, cycling

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *